3 Razones por las que el Karate no se trata de peleas

3 Razones por las que el Karate no se trata de peleas-urawakaratedo.pngCuando vemos competencias de karate en la televisión o incluso películas que se enfoquen en ésta arte marcial, vemos muchas peleas, golpes, lágrimas y hasta partes del cuerpo rotas. Esto, puede hacer que gran cantidad de personas que no conozcan a las artes marciales a fondo puedan considerarlas peligrosas por el nivel de contacto físico que puede tener.

La verdad es que el karate sí exige defensa propia y durante los combates se pueden sufrir lesiones, pero esto es un mínimo porcentaje de lo que ocurre por lo cual no se puede decir que es lo más común o significativo. Si has estado pensando inscribirte a ti o a tus hijos en esta disciplina, pero no lo haces por miedo a lo que podría pasarles, es necesario que salgas de esa zona de confort y te atrevas a probar cosas nuevas.

Si tú eres de los que piensan que el karate se trata de dar y recibir golpes, déjame decirte que ésto es una definición muy superficial de lo que en realidad significa ésta arte marcial, que ya es considerado deporte olímpico y hará su debut en estos importantes juegos en Tokio 2020.

El karate va mucho más allá de “pelear” y los atletas que practican este deporte saben que hay 3 habilidades que deben desarrollar que son mucho más importantes que dar y recibir golpes durante un periodo específico.

1.- Control mental: Ésta es una de las cualidades más importantes que podemos tener, ya que nos ayuda en los momentos difíciles a no perder el control y a actuar en base a los conocimientos que tenemos previamente. Cuando no tenemos control de nuestra mente podemos perder los estribos, ceder ante la presión, el miedo, entre otros.

En karate, uno de los aprendizajes esenciales es mantener la mente enfocada hacia lo que se desea y no dejar que las situaciones externas te saquen de tu centro. Cuando un niño ve que en su categoría de edad hay un chico mucho más grande (de tamaño), igual debe competir contra él sin dejarse intimidar, el niño será capaz de decidir sin apegarse a emociones que distorcionen su elección, puesto que de igual manera si elige no pelear no será por “cobarde” sino por inteligencia. Para eso se requiere dominio propio y tener control de los pensamientos, lo cual se aprende con la disciplina del karate.

2.- Respeto de la autoridad: No importa a la edad que comiences a practicar karate, siempre deberás rendirle cuenta a tu sensei. Ya sea que tenga 6 años o tengas 30. En esta disciplina la autoridad es importante, por lo que todos y cada uno de los atletas debe someterse a esta.

En caso de que cometas una infracción (como llegar tarde, no usar el uniforme de manera apropiada, entre otros) deberás hacerte responsable de esta y asumir las consecuencias sin chistar. Esto a veces resulta complicado para las personas nuevas ya que a muchos les impacta la diferencia con esta disciplina en comparación con el resto de las situaciones.

Por ejemplo, si un universitario le grita a su profesor durante su clase, este lo más que puede hacer es expulsarle de su aula de clases. Por otro lado, si este mismo universitario hace lo mismo con su sensei puede pasar corriendo el resto de la clase o este puede decidir no otorgar la recomendación que se necesita para que el alumno presente el examen para pasar a otro color de cinturón (subir de categoría). Las escuelas de karate tienen lo que muchas escuelas de educación básica o universitaria han (tristemente) perdido, hay una exigencia, los alumnos pueden ser reprobados o sansionados.

Uno de los pilares del karate es el respecto a la autoridad y el orden que esto conlleva, donde los atletas de cinturones más avanzados deben ser ejemplo para los que están debajo de ellos en el deporte.

3.- Memoria: Vuelve a salir a relucir el aspecto mental y es porque en este deporte la mente juega el papel más importante, ya que es ella la que debe controlar al cuerpo. Cuando la mente trabaja a nuestro favor, habrás ganado un importante terreno.

Es fundamental el ejercicio de la memoria y el karate lo proporciona porque para poder avanzar en ésta arte marcial, a través de los cinturones es imprescindible presentar un examen (mayormente práctico) donde debes demostrar que aprendiste todos los movimientos que corresponden al cinturón que dejas en forma de kata.

De todas formas, a medida que vas avanzando no puedes olvidar los aprendizajes anteriores ya que los necesitarás en los entrenamientos para ayudar a otros atletas que se encuentran cinturones inferiores.

Los diferentes kata no es lo único que debes recordar, sino las técnicas, las maneras de respirar, los puntos a los que debes prestar atención cuando estés en una competencia y tengas en frente a tu oponente, entre otros. Pero la kata es el alma del karate.

El karate te muestra el potencial que tiene tu cuerpo y te enseña a usarlo a tu favor, cada vez exigiéndote incluso más allá de lo que tú pensabas que podrías. La pelea no es contra otros competidores. En karate tú eres tu mayor oponente, a quien debes tratar de superar todos los días.

Si crees que karate es un buen deporte para ti pero aun no te animas a probarlo y colocas el dinero como excusa, aprende cómo ganar dinero extra en Gananci sin hacer demasiado esfuerzo, para que puedas invertirlo en tu crecimiento y bienestar personal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close